29 septiembre 2012

MMM - If you tolerated this your children will be next (Manic Street Preachers)


MINUTOSMUSICALESMENSUALES


The future teaches you to be alone
The present to be afraid and cold
So if I can shoot rabbits
Then I can shoot fascists

Bullets for your brain today
But we'll forget it all again
Monuments put from pen to paper
Turns me into a gutless wonder

And if you tolerate this
Then your children will be next
And if you tolerate this
Then your children will be next
Will be next
Will be next
Will be next

Gravity keeps my head down
Or is it maybe shame
At being so young and being so vain

Holes in your head today
But I'm a pacifist
I've walked La Ramblas
But not with real intent

And if you tolerate this
Then your children will be next
And if you tolerate this
Then your children will be next
Will be next
Will be next
Will be next
Will be next

And on the street tonight an old man plays
With newspaper cuttings of his glory days

And if you tolerate this
Then your children will be next
And if you tolerate this
Then your children will be next
Will be next
Will be next
Will be next 



08 septiembre 2012

BE SSONS OF JAPAN 2012 - Dia 11

Queda rematar la propia ciudad de Kyoto antes de tomar el tren de regreso a Tokyo, y de buena mañana, bus de JR Pass al punto más cercano a la primera etapa que eraaaaa.... Correcto! Una colección de templos! Pero antes, un enganche con el conductor, con nuestros más y menos sobre mi JR Pass y mi "por qué te me lo quedas?" Al final, he entendido que solo quería que esperara abajo para que pudiera seguir saliendo gente mientras registraba mi salida. He avisado a la bessona antes de que montara el mismo numerito que yo.
El primer grupo de templos, el Daitokuji destaca por su templo Daisen, con uno de los jardines más zen de los templos de la ciudad. Allí, en mis medtaciones trasecndentes he tenido dos visiones.
1- Quiero ver a nuestro brafero más oriental explicarle a nuestro brafero más jamonero la intrepretación de dichos jardines, ya sea en Japón o en Corea. La bessona dice que también quiere verlo.
2- Quiero ver de lo que es capaz Tadeo Jones con esa cantidad de rocas y grava. Ese paleta grande.
La foto es de las afueras, que allí no dejan sacar ninguna y no quiero que me rastreen, que me llevo arena de dos playas.



Despues, la ceremonia del té. Muy sencilla, que por parte del que lo recibe solo consiste en seguir tres pasos: ponerlo en la mano izquierda, girarlo 180 grados clockwise y beberlo con las dos manos en la taza. La anfitriona, cuando ha visto que he hecho los dos primeros pasos al revés, con toda serenidad, ha salido se ha oído un grito en japonés, y ha vuelto a entrar despues de que me lo he bebido. La bessona, no me ha hablado en lo que quedaba de templo.
El segundo Temple Park, Kinkakuji, más turístico, gracias a sus lagos y su templo dorado con pan de oro. Visita con un estilo más borreguero y con mayor porcentaje de turísmo no japonés. Una pena que no dejaran acercarse que con la excusa de la arrena de playa igual me forro armado únicamente con una lija.





Y el tercero, el Ryoanji, más parque que templo en su visita principal y en el que sí dejan fotografíar el jardín zen y los dibujos sobre las puertas correderas de papel.



Los objetivos de la tarde son la pequeña decepción de día. El Eiga Mura, que parecia ser un parque donde había como competiciones de sumo visitables, y ha resultado ser como un Jai Alai del sumo, y por supuesto PPV. Y el Castillo de Mijo (perdón, Nijo, en que estaría pensando?) que en un sábado de verano tiene su hora de cierre de admisión a las 16:00... En España, a esas horas no hemos empezado la siesta. La llegada a las 16:00 ha sido un cúmulo de despropósitos: no encontrar la estación de tren, el tren no llegaba hasta depues de 20 minutos, autobus alternativo que te deja en una calle en que no hay acceso ni mapa indicativo, y escoger el sentido (derecho por si el dato interesa)  para llegar antes que ha implicado que no veamos el castillo pero sí las 4 murallas que lo defienden a ritmo de marcha - carrera ...

Derrotados y sudados, recogemos los trastos del Hotel y adelantamos la vuelta hacia Tokyo para no llegar a esa hora en que solo esten abiertos los 24 horas... Vuelta adelantada y llegada a Tokyo sin incidencias reseñables.

BE SSONS OF JAPAN 2012 - Día 10

El depertar es de esas ambiguas horas que mezclan al borracho de GTs en territorios anexionados con el madrugador de meditación y ritual del fuego en el sol naciente. Esta vez me pilla en el sol naciente, y son poco reproducibles los comentarios de dichos elementos en entornos sociales: que si al del wok se le está quemando algo, que si pseudozen, que si decorados de humor amarillo...




Después, el desayuno japonés con sus inevitables dosis de arroz y té, y la visita por las instalaciones de un Ryokan que viene a ser un mix entre los alojamientos en monasterios y las casas rurales de alto copete.
Koyasan, por si alguie lo duda, también tiene su colección de templos y santuarios, y empezamos por uno con dedicación funeraria que no despertaba muy buenas vibraciones, más allá del entorno y remanso de paz en el que descansan. Después, la puerta de la ciudad y los templos de Konpon y Kongobuji.



Recogemos trastos y hacemos el camino de vuelta en una combinación algo más rápida que la de subida, con menos incidentes y con tiempo para tomar un tren de cercanías que nos deja junto a un que tiene un toque de Parque Temático (mensaje subliminal catalá?), lleno de caminos cubierto por toris naranjas que te pueden transportar al Dragon Khan si las pasas con un poco de velocidad y gracia.



La lluvía, siempre presente en algún momento del día, nos acelera la vistita del lugar donde más españoles en el mundo hemos detectado. Ahora que nos vamos, ya tenemos controlado el conjunto de restaurantes cercano, pero sin ninguna noción de como llegar sin dar algo de vuelta, especialmente en los entornos en los que se mezclan estación y centros comerciales. Volvemos a alojarnos en el Hotel Hokke, donde no podemos menos que hacerles poblicidad desde estas líneas como agradecimiento al estupendo trato recibido.

07 septiembre 2012

BE SSONS OF JAPAN 2012 - Día 9

La visita de hoy por la manana ha sido la del Castillo de Himeji, con uno de los AVEs de la zona y recorre arriba y abajo de nuevo la estacion de Kyoto. Esta vez, simplemente un directo de menos de una hora que nos deja en la ciudad que da nombre al castillo, al cual se halla a 15 minutos andando de la estacion en linea recta.

Lastima que sea un castillo oculto tras una andamiada de cuidado


Pero hay zonas vsitables mas alla del andamio asi que hacia eso vamos y aparte de la historia de Dragones y Mazmorras de la principal habitante del castillo, una excelente coleccion de armaduras de samurai, entre otros de los objetos alli expuestos y, como no, una fortaleza defensiva con muchos de sus detalles a vista, en la muralla, en la organizacion defensiva...



De vuelta, tomamos el camino hacia Kovasan, no tan accesible a traves de la alyta velocidad, con lo que nos tiramos desde las 15:45 hasta las 19:30 con un tren Rapid Express, un Rapid, un Local, otro Local, un Cable car y un Bus...
Los dos últimos tramos son realmente impresionantes. Paisaje montañoso, bosque frondoso y cerrado, ferrocarril elevado. Pena de que se hizo de noche y no pudimos apreciarlo en toda su magnitud.
Fuimos los únicos pasajeros del bus que nos subía aKoyavasan
y el buen conductor nos indico donde estaba nuestro santuario, abierto para turistas con ganas de acercarse un poco más a la cultura budista del país


Esa cultura es la que nos hace ir a cenar a las 20, y lo pudimos hacer en un restaurante familiar que servían buena comida y jarras de cerveza XL. Me quedé con las ganas de pedir un Sake Tonic.... Será en la próxima ocasión.
Y ya en el hotel, habitación estilo japonés, y baño estilo japonés con una bañera comunitaria con el agua al borde de la ebullición.


BE SSONS OF JAPAN 2012 - Día 8

La decisión para el día de hoy ha sido la de ver la isla de Miyajima y su templo estrella Itsukusima. Sí, otro templo, pero este tiene también su guasa con la puerta clavada en el mar. Una imagen que da mucho juego la mires de donde la mires.



El desplazamiento, largo. 2 AVEs, un local y un transbordador, pero todo cubierto por la JP Rail Pass. Eso sí, la primera vez que tren (local) no es puntual nos ha tenido 45 minutos en espera.
La isla, al lado de Hiroshima, orientada al turista pero sin avasallar, como de momento en todo el viaje hemos visto. Paseo por la típica calle comercial de zona playera, degustando producto de país (de las ostras a la brasa hemos pasado) y tras ello, buscando la foto mágica del templo, la puerta, el mar, el sol...



Zona que da para muchos juegos de actividades habituales, que no he tardado en aprovechar (Pericos pel Mon, prepararos que hay foto), para seguir un paseo de monte con ciervos también en plan vaca sagrada y nuevo acercaniento a templos menores.



En la vuelta nos hemos puesto en plan "sincronicemos los relojes" porque no podíamos pasar, aunque fuera de rasqui, por Hiroshima sin visitar y hacer nuestro pequeño y personal homenaje en el Atomic Bomb Dome... #NeverMore que dirían en las redes sociales. El ejercicio de street car queda ahora como anécdota una vez superado el desafío con unos 10 minutos de margen.




Y de regreso, solo mencionar la excelente sopa de mijo que me marque para cenar... Va al Top ten del Viaje directo....

05 septiembre 2012

Japón 2012 - Día 7

Antes de nuestra salida Rail Pass de hoy, nos hemos animado a una visitilla de otra zona de la ciudad, acessible a través de bus que sale de la misma estación. Esta vez, el templo se llama Ginkakuji y destaca por su Silver Pavilion. Mi valoración aquí es de que el paisaje que hay y han creado alrededor del mismo da fuerza al propio templo, y explica mucho de la filosofía de este personal, llamadlo zen o llamadlo x.



El recorrido continúa a traves del Paseo del Filósofo, lugar entrañable junto a un canal, arbolado por cerezos, y que un profe de la materia utilizaba para sus caminatas de hacer ejercicio. A mi me ha hecho pensar cual sería el mío (no contesteis la del
ijuana a casa que en coche no vale) y como la llamaría. Teneis vosotros la vuestra?



El paseo termina con un templo en el camino y un autobús hasta la estación. Allí, tren hacia Nara, una ciudad esplendorosa en sus tiempos de capital de Japón, algunos siglos atrás.
Nara sorprende gratamente por su bajo contenido en stress. Es tranquila, y su zona de parque + templos invita al relajo, más allá de las visitas a todos sus monumentos, algunos Patrimonio de la Humanidad. Otro punto destacable es que tiene como símbolo casi que sagrado al bambi. Sueltos por ahí como las palomas por nuestras tierras. Hace gracia pero yo me solidarizo con los comerciantes que iban limpiando los huesos de oliva negra que dejan a su paso...
o


Otro punto para Nara son sus mapas y folletos en español. Y un recuerdo para uno de la Oficina de turismo que nos ha preguntado en un parque un porrón de cosas sobre Españoles en Nara de Vacaciones, que haberlos habiálos. Para solo llevar allí; 6 horas, como que nos hemos enrollado bastante.
Templos. El Kotukuji, alto y majestuoso, cual vigía de la zona. El Todaiji, el más grande del mundo hecho en madera, y con un Gran Buda dentro... Pero grande de verdad. Ya vale la pena la excursión a Nara solo por este templo. Otro muy elegante, el Nigatsu-do, arriba en la ladera, junto al más modesto Sangatsu-do. Y acabamos con otro de los grandes, el Kasuga Taisha, deslucido por uno de sus edificios en obras, pero con un acceso desde el parque digno de un Patrimonio de la Humanidad.







Y el regreso, a través de la zona de Haramachi, con los encuentros con el de la Tourism Office, y uno que me ha sonsacado que era catalán para despues pedirme pasta con la excusa de algo que había escrito. Al artista se le ha olvidado relacionar lo de catalán con la virgen del puño. De hecho ya me había caído mal cuando ha ignorado mi Next To antes de Barcelona y no sé que me contaba de una tal Champions League. Un poco sacrílego el tío mezclando la Sagrada Familia y Gaudí con eso...
Y acaba el día con un regreso en tren local de tipo "para en todas las estaciones y apeaderos", que se llena de mosquitejos en cada estación que deja las puetas del tren abiertas... Acabamos cambiando al directo que venía por detras, que sin ser un AVE, nos ahorro minutos y mosquitos.

04 septiembre 2012

Japón 2012 - Día 6

Un buen madrugón para empezar que me acaba de dar alegría cuando leo en twitter otra derrota en un minuto que empieza por 9...
Cerramos maleta, que guardan los del Hotel, y hacia el mercado de Tsukiji, famoso en el mundo entero por su espectacular repertorio, especialmente de pescados. Tanquis braferos, que os paso foto de algún animal digno de este blog.
Evitando que la bessona entre por la entrada de servicio, nos vamos a la Main Gate, que atravesamos a saco, y que parece la bandera de salida de una carrera de coches. Unas carretillas autochoque son las reinas de la carretera. Turiistas, uno o ninguno. Será que vamos tarde porque la GUIBlia de Japón que llevamos dice que eso a partir de las 8, incluso antes, ya que no es el festival de luz y color de primera hora de la mañana...



Por en medio de las paradas, entre los trabajadores y los compradores estilo Mercabarna más que Boquería. Mucho bicho de agua, de buena pinta. Pedimos permiso para hacer fotos y las hacemos. Todo ello hasta que aparece un agente y nos cuenta que nuestra excursión está prohibida antes de las 9, que en el mapa que nos hubieran dado si hubiéramos entrado por donde tocaba (una gate más Main y más controlada de la que por donde nos metimos) decía las zonas de acceso y sus horarios.... Sorrys por nuestra parte, y el agente que también se disculpa pr si nos había ofendido o había sido.muy brusco.... Como en casi todo el mundo. Al final el hombre nos aconseja donde tomar café y él con la misión cumplida, y nosotros con la visita hecha de modo comerciante del lugar.
De allí recogemos maletas, y rumbo a Kyoto. Hotel al lado de la estación, y tras la descarga, el primer pateo por una ciudad menos estilista que Tokyo, más facilmente surcable, aunque con menos opcones de Rail Pass. De momento no necesitamos más pass que nuestros pasos, así que hacia Kiyomizu que es tarde y amenaza lluvia.
Por el camino la lluvia nos perdona, pero tal vez a los que perturbamos en su paz eterna para atajar el camino no les hiciera gracia esa habilidad ibérica y nos obsequiaron con una buena tormenta en la visita y una lluvia ininterrumpida a la vuelta. Debimos haberles dicho que tomamos el atajo por error.
El templo, en el Top de los vistos, por construcción y por paraje, que realmente saben escoger donde establecer su refugio místico.



De vuelta, recorrido bajo paraguas incluyendo la Pagoda Yasaka, y el barrio de Ginza, con zonas residenciales dignas de barrios altos, y garitos para repostar a nivel adquisitivo de japonés de dichos barrios... Cerca de la estación, zonas de centros comerciales permiten un avituallamiento más asequible.




PD: Nuestro seguidor favorito ya tarda en bautizar

la serie Japón 2012. Esperamos sus propuestas..

03 septiembre 2012

Japón 2012 - Día 5

Otro día que puede parecer relajado por la poca cantidad de fotos hecha y lugares visitados. Pero el lugar visitado está lejos de Tokyo, y toca hacer intendencia, y ver si cerramos algunos puntos pendientes.
La ciudad de Matsumoto es famosa por su castillo, de los mejores de Japón. Y ya que conozco la ciudad, aprovecharé para hecerme fan de su equipo de fútbol, aunque el Yokohama tanbién me tira. Veré las influencias culés o pericas de ambos para tomar una decisión. Y si eso no me decide, me haré del equipo más auténtico de la segunda ciudad de Japón... Por cierto, creo que es Yokohama.
El castillo es visitable, y como los templos del país, no es que sean enormes y de piedra, sino de madera. Muy curioso en este caso, su posición ante ese dibujo de río, que tengo mis dudas lo haya moldeado la naturaleza. Eso sí, supongo que por ser domingo, bastante lleno de visitantes con los estereotipos habituales: guiris despistados (nosotros, of course), familias con niños juguetones, jubiladas estilo Teresinakas... Interesante ver la realidad de como las gastaba aquella gente a nivel de armas, estrategias. Algo de cultura de este tipo más allá de El ultimo Samurai. Sin olvidar alguna componente de imaginación, puesto que muy poco inglés en las explicaciones del castillo.





De regreso, una de las curiosidades que vimos en Españoles en el Mundo: la empanadilla en forma de pescadito rellena de lo que tengan. La nuestra, de Soi Latte (que me corrijan los de Train, please) que viene a ser una mezcla de nata y mantequilla realmente interesante. Investigaré al respecto.
Y regreso a nuestro Shinjuku para hacer colada. Recomiendo lo de la Laundry para bajar autoestimas de Españoles en Japón. Esperar que arranque la lavadora mientras ves que la secadora empieza a dar vueltas... Menos mal que no había nadie. Ni la bessona.

02 septiembre 2012

Japón 2012 - Día 4

Si os haceis una idea del ritmo de viaje de los 3 primeros días, lo de hoy igual parece un poco soft. Así es. Ir a ver el Fuji sin subirlo es ir al Grand Canyon y no bajarlo, o subir a Montserrat en coche o funicular. Esa subida, durmiendo en refugio y medianamente equipado, es asumible llegando un sábado y volviendo un domingo. Al Fuji, no a Japón. Lo dejamos para la próxima visita
Es sábado, y algunos japoneses hacen fiesta, y se van de excursión, y llenan los trenes, por lo que sin llegar a niveles de la Sagrada familia, la densidad turística de japoneses ha aumentado. Además, hoy amanece nublado: una alegría para el cuerpo, no para la vista, porque eso quiere decir que lo de ver el Fuji va a ser complicadillo.
Nos recomiendan verlo desde el lago Kawaguchico (me toca), dos estaciones más allá del acceso a los tramos de subida, y una más allá de los accesos a un Parque de atracciones con muy buena pinta. Llueve. Las nubes por debajo del Fuji, que se adivina detro de ellas. Entre que decidimos qué hacemos va y para de llover, sopla un vientecillo y parece que aclara... Un teleférico al Monte Tenjoyama, recomendado por el Tourism de turno es buena opción para ver el lago y esperar un milagro en forma de aclarado. Subimos, pero no aclara lo suficiente, y el Fuji se queda allí escondido.



Ya de vuelta, el proceso inverso y a aprovechar algo del día para ver algún pendiente de Tokyo, cercano a la estación si es viable. En este caso aprovechamos principalmente para la Tokyo Tower, a imagen y semejanza de la parisina Effiel, y para dar un garbeo por el distrito Roppongi, zona moderna de torres altas y con dos partes diferenciadas: la de oficinas y residencial, desierta la tarde-noche del sábado, y la de Centros comerciales y locales varios.
Esta vez la opción restauración se aseguró el tiro y acabamos en un garito del Centro Comercial, que nos solucionó la papeleta de fácil y sencillo, a base de arroz, curry y un cacho de cerdo rebozado. Mención especial para las cervezas del país, a buen nivel en su habitat natural: en copa o jarra procedente del congelador y a temperatura próxima a la congelación del líquido.

01 septiembre 2012

FDM - Foto del Mes

Man you should have seen us
On the way to venus
Walking on the milky way
It was quite a day 

Japón 2012 - Día 3

Hoy, por circunstancias de ocupación de trenes, la salida la hemos cambiado, y nos hemos ido a Kamakura, un poco más allá de Yokohama. Rápidamente comentar que el primer y principal fallo ha sido dejarnos el bañador en el hotel. Lo hemos echado de menos a las dos de la tarde mientras recogía arena para mi colección.
Un metro y un cercanías nos han dejado en poco más de una hora delante de la estación. En ella, nos detectan como guiris (olé sus habilidades) y se nos acerca una japonesa que se ofrece a ser nuestra gu&amp;#237;a tur&amp;#237;stica. Como ha vivido en Barcelona, no duda en decirnos primero que es gratis... Por supuesto, habla un castellano estupendo.&lt;/p&gt;<mp;lt;p&gt;Bajo un sol justiciero subimos al primer templo, el de Hachinangu, donde nuestra gu&amp;#237;a nos confirma muchos de los detalles a realizar o a respetar. Tambi&amp;#233;n quienes eran los personajes relacionados en cada templo y histor&amp;#237;a y costumbres generales del pa&amp;#237;s.&lt;/p&gt;<br>


El segundo, el del Gran Buda, que como su nombre indica, destaca por sus metros y metros de estatua de bronce. Un tsunami de la época de Colón lo dejó al descubierto, y realmente queda impresionante al aire libre. Así nos despedimos de nuestra cicerone y nos dirigimos al tercero de la tarde, mucho más zen, pero también escarpado en unos tramos y con la novedad de las pequeñas cuevas que utilizan de ofertorios.



Más iconoclastas de lo que yo creía estos japoneses ... Bajada a ver la playa como complemento masoca del día y nueva caminata hasta la estación. Una parada y decidmos que vemos el último templo del día, el Engakuji, sin espectacularidades especiales, pero con un final en alto que tuvo de premio una bomba de hielo picado, aromatizado con siropes de frambuesa o algo así: nuestro granizado en versión japonesa...


Tren a Yokohama y aventura de principio a fin. Para encontrar el Tourist Information, para recuperar la guía olvidada en el Tourist, para adivinar la estación en que bajarnos (metro sin inglés, para no girarme a devolver el empujón que me dieron saliendo del metro (no van con tanto formalismo) y para degustar alguno de los platos de Raumen que el Parque Temático de dicho fideo tenía explicados en un claro japonés.



De todos modos, muy buena impresión las partes de la ciudad de Yokohama que visitamos, y con muchos puntos pendientes para la próxima vez: Landmark Tower desde arriba o Yokohama Stadium desde dentro.